Cómo a ayudar a los padres de un recién nacido


La mayoría de los consejos vinculados al nacimiento de un nuevo bebé se dirigen, comprensiblemente, a los padres. Sin embargo, los padres suelen tener muchos adultos a su alrededor que también se sentirán muy ilusionados por la llegada del bebé, pero que pueden sentirse inseguros a la hora de saber cómo pueden ayudar a los nuevos padres.

ayudar a los padres de un recién nacido.

Mucha gente tiene una enorme cantidad de dudas sobre cómo actuar o cómo puede hacer saber a los padres que quieren estar implicados sin molestarlos en demasía.

En la mayoría de las ocasiones, ante la falta de una referencia, acaban confiando en su propio instinto, lo que, dependiendo de la persona en cuestión, puede no ser la mejor idea. Por lo tanto, queremos dedicar aquí unas cuantas líneas a indicar cómo se puede ayudar a los padres de un recién nacido.

Ofrecer ayudar a los nuevos padres

Asegúrate de que verdaderamente estás dispuesto a cumplir tu promesa. Muchas visitas, cuando acuden a ver al nuevo bebé, enseguida dicen a los padres que cuenten con ellos para lo que necesiten. Pero, cuando llega el momento y los padres acuden a ellos totalmente desbordados, solo se encuentran con excusas. Por lo tanto, si ofreces tu ayuda a los padres de un recién nacido, asegúrate de que realmente estás dispuesto a cumplir con tu promesa. Si no crees que vayas a poder (o querer) hacerlo realmente, no te ofrezcas. Es lo mejor.

Ofrécete a hacer cosas por ellos que no tienen nada que ver con el bebé

La mayoría de los ofrecimientos que reciben los padres se relacionan con su nuevo bebé. Todos quieren cuidar del recién nacido y, aunque los padres pueden necesitar alguna niñera de vez en cuando, querrán pasar el mayor tiempo posible con su hijo. Generalmente, con lo que los nuevos padres necesitan más ayuda es con aquellas cosas de la vida cotidiana que deben hacerse, pero que no tienen nada que ver con el pequeño que, por el momento, absorbe todo su tiempo. Por lo tanto, si realmente quieres ayudar a los nuevos padres, ofrécete a limpiarles la casa, hacerles la compra o hacer recados para ellos. Así podrán dedicarle más tiempo a su bebé y es algo que realmente te agradecerán.

Sé considerado

Algo que aprecian mucho los nuevos padres es algo tan sencillo como ser considerado. Cuando nace un nuevo bebé, los familiares y los amigos acuden en oleadas a su casa para verlo. Sin duda, los nuevos padres apreciarán el cariño que esto demuestra, pero debes recordar que estarán muy cansados y están intentando adaptarse a la nueva situación.

Cuando tú llamas a su puerta, no sabes si apenas han dormido esa noche, si la nueva mamá está teniendo problemas para dar de mamar o si el bebé está demasiado nervioso como para alterarle más. Los nuevos padres rara vez niegan la entrada a nadie, pero se ven obligados a atenderte aunque estén destrozados y tu presencia puede suponer una carga añadida para ellos. Por lo tanto, sé considerado y no te presentes en su casa sin avisar. Llámales o escríbeles antes de ir y no les visites si te dan a entender que no es un buen momento.

Todos pasaréis una velada mucho más agradable si esperáis al mejor momento para hacer una visita y los nuevos padres realmente lo agradecerán.

Escúchales

ayudar a los padres de un bebé

La paternidad y la maternidad es muy difícil de imaginar en toda su dimensión hasta que se vive. Esto significa que, en muchas ocasiones, los nuevos padres se sentirán estresados, nerviosos y realmente sobrepasados por la situación. En esos casos, además de ofrecerles ayuda en cualquier ámbito, lo que más apreciarán es que se les escuche. Una buena conversación, consuelo y comprensión puede ayudar enormemente a los nuevos padres a sentirse mejor y es algo a lo que no se le suele hacer demasiado caso.

Por lo tanto, ofréceles tu casa si en algún momento necesitan un cambio de aires y tu compañía si necesitan alguien con quien hablar. Incluso, si lo crees necesario, reserva una hora o dos para estar con la nueva mamá o papá tratando temas alejados del bebé. Así no se sentirán tan absorbidos por su nuevo rol, verán que no han dejado de ser personas por haberse convertido en padres y volverán a su casa más animados y con las pilas cargadas. En todo caso, ten en cuenta que, si se sienten agobiados o sobrepasados, ofrecerles tu compañía y un hombro para llorar puede ser su mejor medicina.

No les agobies

Muchas personas que se encuentran en el entorno de los nuevos padres ofrecen constantemente su ayuda, hasta el punto de que llegan a mostrarse ofendidos si esta no es aceptada con regularidad. Sin embargo, son los padres los que deciden qué tipo de ayuda necesitan y cuándo, no los demás. Tener que estar constantemente rechazando ofrecimientos y lidiando con las quejas de los familiares puede añadir más estrés a una situación que ya es difícil de por sí. Por lo tanto, no los agobies. Hazles saber que estás ahí, pero no intentes imponerte. Entre la locura que supone tener un nuevo bebé en casa, te aseguramos que lo agradecerán.

Chaimae

Hola soy Chaimae, una mujer felizmente casada, tengo un hijo de 3 años y estoy embarazada en el séptimo mes :). Me encanta escribir, tanto mi marido y yo vamos a compartir contigo todo lo que sabemos sobre los bebés y vivir en familia.

Recent Content